Marta Quintín

Marta Quintín

 

El periodismo o es vocacional o no es. Y mi vocación hizo que yo no quisiera ser otra cosa más que periodista. Así que, tras una infancia entre páginas, bolígrafos y un callo en el dedo que me procuró el tanto escribir, comencé en 2007 la única carrera posible para mí en la Universidad de Navarra, donde terminaría mis estudios en 2011 como primera de mi promoción.

Desde las aulas, empecé a colaborar con la revista Nuestro Tiempo, hice prácticas en Aragón Televisión y trabajé asimismo en la delegación de la agencia Efe en Pamplona. Poco después me marché con esta misma agencia de noticias a Nueva York, la ciudad que nunca duerme y donde pude ejercer una profesión en la que siempre hay que mantener un ojo abierto. Tras cubrir allí acontecimientos como el huracán Sandy o la masacre de Newtown y publicar mi primera novela, Dime una palabra (Urpi Editores, 2012), regresé a España para trabajar en la Cadena SER, en Radio Eibar (Guipúzcoa).

Actualmente, desempeño en Madrid labores de comunicación en el Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial (INTA), además de continuar mi formación periodística en investigación, datos y visualización. Porque de lo que trata esta historia es de seguir aprendiendo. Y de no cerrar nunca los ojos. Y de sentir la vocación de contarlo.